Noticias

Plátano, café y cacao, lo más exportado

Hasta marzo del 2015 el sector del banano y plátano se constituyó en el principal grupo de exportación con un 24,20 % del país.

El principal destino de las exportaciones no petroleras de Ecuador en el período de enero a marzo del 2015 fue Estados Unidos, con una participación del 28,96% del total exportado.

Le sigue Vietnam con un 7,54%, Colombia con un 6,91%, y Rusia con 6,37%.

Por su ubicación estratégica en la línea equinoccial, Ecuador posee el clima ideal para el cultivo de plátano, banano y otras frutas.

Según datos del Instituto Ecuatoriano de Estadísticas y Censos (INEC), hasta el 2013 Manabí es la provincia que lidera la producción de plátano en el país, seguida de Guayas.

Y es así como en el El Carmen, cantón manabita, la producción de este producto es el sostén de varias familias.

Luis Loor Macías, productor manabita, destaca que durante la temporada de verano las 10 hectáreas de plátano que posee en el sitio La Luz de El Carmen le producen semanalmente 70 cajas de exportación, pero por efecto del invierno esa cantidad se duplicó en el primer semestre del 2015.

La explicación que da Luis Loor es que mientras en el verano la cosecha de plátano dura entre 10 y 11 semanas, en el invierno dura entre 7 y 8 semanas. Esa sobreproducción invernal se contrapone con el precio de entre 2 y 2,5 dólares que recibieron los agricultores en esa temporada. Si bien actualmente ya están recibiendo el precio oficial de 7,30 dólares, ha empezado a bajar la producción, dice Loor Macías.

Cacao.

En tanto, el cacao también ha sido y es uno de los productos exportables con gran producción en el país.

Ecuador ocupa el séptimo lugar como país productor mundial de cacao; no obstante, en el mercado mundial de cacao fino y de aroma es el primero con más del 70% de la producción global, seguido de Indonesia con un 10%.

En Manabí, Jipijapa es uno de los cantones que produce este fruto. Los agricultores aseguran que han tenido buenos resultados.

Ramón Pinargote, agricultor, señala que en la cuadra que ha sembrado este año la producción se ha duplicado a la del año anterior.

En esta zona varios son los agricultores que empezaron a sembrar el cacao. Ebelio Múñiz, quien cuida una finca, señala que a partir de los dos años el cacao empezó a dar los primeros frutos y cada 15 días recolectan entre dos y cinco quintales en las más de tres cuadras de la finca.

El hombre dijo que para tener una buena producción mantienen sistemas de riego por tuberías y además cosechan otros productos como el plátano.

En el cantón Olmedo, en el recinto rural Nava, Efrén Moreira tiene sembrado en 4 hectáreas de terreno 4.000 matas de cacao de la variedad L-55 ramilla, con lo que espera obtener entre una cosecha de 25 ó 30 quintales de este producto por hectárea.

Aunque el cacao no es uno de los productos que mayormente se siembra en Olmedo, está despuntando, dice. En esta zona, según comenta el agricultor, hay varios vecinos que en menor cantidad también lo han sembrado.

Moreira dice que la producción por cosecha le representa en todo el año unos 500 ó 600 quintales, los cuales comercializan en el centro de Olmedo, donde un comerciante que lo lleva a Guayaquil. El precio es de 95 dólares el quintal seco.

En Chone, en la parroquia Ricaurte, Yoni Rodríguez busca reactivar la producción cacaotera. Rodríguez dijo que su objetivo es dedicarse de lleno a esta labor y renovar las plantaciones antiguas que hay en su propiedad y aseguró que este es el verdadero producto criollo que en algunos lugares ya no se encuentra porque se extinguió.

> Café.

El café también es uno de los productos más exportados este 2015.

Un informe de ProEcuador del año 2013 detalla que en la zona de Jipijapa, en la provincia de Manabí, ha sido uno de los lugares preponderantes en los cuales se ha cultivado este producto. En la superficie únicamente de café, Manabí ocupa el 38,6%, seguida de Sucumbíos con el 17,36%.

Miguel Narváez, del recinto Ramo Grande de Jipijapa, cuenta que la cosecha en comparación a décadas atrás ya no es la misma, pero asegura que este año ha sido mejor que la del año pasado.

“Aquí lo que se coge por hectárea es como mucho diez quintales”, dijo el hombre, quien agregó que en este sector la producción en las seis hectáreas que poseen ya se acaba.

En el recinto Naranjal Central, Héctor Guaranda señala que en la finca que cuida vienen renovando los cafetales desde hace cuatro años.

Deja un comentario

Socios